Estás leyendo

Espanyol: 17 casos por resolver

ESPANYOL

Espanyol: 17 casos por resolver

Espanyol: 17 casos por resolver

GORKA LEIZA

DIARIO AS

El curso pasado el ritmo fue aún menor. Aún quedan entre cinco y siete fichajes, otras cinco salidas, los casos de los cedidos y las "imprevisiones".

Hoy se cumple un mes desde que el Espanyol cerrara la Liga en Granada, con un insípido 1-2, un punto final con victoria a una de las mejores temporadas del nuevo mileno, con 56 puntos y en octava posición. En este periodo, la dirección deportiva ha confirmado la baja de Salva Sevilla, Rubén Duarte y José Antonio Reyes, ha fichado a Pablo Piatti, Diego López, Leo Baptistao y Sergio García.

Tres de ellos ya fueron jugadores pericos el curso pasado. Un ritmo que supera al del curso pasado, y eso que en la totalidad del verano se realizaron hasta 33 movimientos de entradas y salidas, negociaciones difíciles las que tuvieron que realizar Ángel Gómez, director deportivo, y el consejero delegado, Ramon Robert. La única noticia que se había producido antes de este 19 de junio fue la confirmación de la no renovación de Abraham González y el fichaje de Quique Sánchez Flores como entrenador. Pero los primeros fichajes, que fueron Roberto Jiménez y José Antonio Reyes, no se oficializaron hasta la última semana de junio.

Los movimientos este curso deben ser menos, pero quizás el margen de error es más pequeño. A Jordi Lardín le quedan cerrar entre cinco y siete altas, que serían dos centrales (se espera confirmar el fichaje de Diego Reyes antes del 30 de junio), un lateral izquierdo, dos centrocampistas, un delantero y un jugador de banda. Estas son las peticiones de Quique, aunque el extremo y uno de los centrocampistas serían mejoras en la plantilla si se producen algunas salidas en esas posiciones.

A esas siete altas ideales hay que sumarle los jugadores que deberían abandonar la entidad. Roberto Jiménez, Pau López, Víctor Álvarez, Pape Diop y Felipe Caicedo, principalmente. La marcha de ambos porteros provocaría el fichaje de otro portero. Hernán Pérez y Álvaro Vázquez serían otros dos jugadores cuya situación está a la espera de posibles ofertas y de la configuración de la plantilla, aunque todo apunta a que empezarán la temporada de blanquiazules.

A los 12 movimientos que habría entre entradas y salidas, que podrían ser 13 si salen los dos guardametas, hay que sumarle los jugadores cedidos que deben regresar a Cornellà-El Prat. Se trata de Paco Montañés, Joan Jordán, Adrià Dalmau, Jairo Morillas y Rober Correa. Todos ellos podrían desvincularse ya del Espanyol, ya sea mediante una rescisión pactada o traspaso.Con todos estos deberes encima de la mesa, y añadiendo los que ha hecho ya el Espanyol, se podrían superar los 20 en este mercado veraniego. Algo más que un retoque.

 

 

0 Comentarios

Mostrar