Estás leyendo

Messi (26), el mejor tirador de faltas de la historia del Barça

BARCELONA

Messi (26), el mejor tirador de faltas de la historia del Barça

Igualó a Koeman, que le felicitó por Twitter. Las tres últimas, a tres ángulos distintos. Messi no llevaba ningún gol de falta esta temporada hasta que empezó 2017.

Barcelona

“Felicidades Messi por marcar 26 goles de falta en el FC Barcelona. Te falta uno para el récord”. La felicitación al argentino procedía de Ronald Koeman, que desde este miércoles ya no posee en solitario el simbólico récord de máximo goleador en tiros de falta directa de la historia del club azulgrana. El depredador Messi ya le ha igualado, aunque él ya lo sospechaba. “Messi meterá más de 26…”, le decía a Barça TV hace unos años en una entrevista que la televisión oficial del club recuperó ayer con motivo de la marca del jugador de Rosario. “Puede que sea lo único que hacía como él de jugador, tirar faltas…”, bromeaba el holandés, que luego distinguía sus lanzamientos de los del argentino (“al ser zurdo, creo que los jugadores que disparan con esa pierna tienen más feeling. Tal vez yo disparase más fuerte... Pero vamos, que Messi marcará más de 26”.

Lo tenía claro Koeman y sucedió ante el Athletic. Sucede que Messi, al contrario que el holandés, no fue siempre un especialista en el lanzamiento de faltas. En sus inicios en la primera plantilla del Barça se quedaba al final de los entrenamientos para ver el ensayo en el golpeo de Ronaldinho, Deco (sus dos mentores en sus inicios) e incluso Rafa Márquez. Con el tiempo se fue animando a practicarlas con ellos. Incluso con Deco realizaba un entrenamiento singular. Los dos golpeaban descalzos el balón de lado a lado para ganar potencia luego en el lanzamiento de faltas.

Hasta la llegada de Guardiola, Messi no tuvo galones para lanzar las faltas. En la temporada 2008-09 marcó su primer gol de tiro directo al sorprender a Coupet mientras este preparaba la barrera en un partido ante el Atlético de Madrid. Su producción los primeros años no fue muy alta. Un gol de falta en la temporada 2008-09, dos en la 09-10, uno en la temporada 2010-11. Ya en la temporada 11-12 su producción subió a tres y en la 12-13, a cuatro. Después de bajar a tres goles de falta directa en la 13-14 y a dos en la 14-15, su aportación se disparó la temporada pasada en la que consiguió siete goles de falta directa.

Curiosamente, Messi no llevaba ningún gol de falta directa esta temporada y, en los tres últimos partidos, los primeros de 2017, ha marcado tres goles escogiendo tres ángulos distintos. Por encima de la barrera en San Mamés y al palo de portero ante Villarreal (ángulo superior) y Athletic en el Camp Nou (ángulo inferior).

Messi sigue coleccionando récords: es máximo goleador de la historia de la Liga, es el jugador que ha marcado en más partidos de Primera División, es máximo goleador en un año (91), en una temporada (73). Tiene el récord de goles en la Bota de Oro (50), es el máximo goleador del Barça en partidos oficiales y el máximo goleador en los Clásicos. Y ya tiene 29 títulos de azulgrana. Ahora también es el maestro de las faltas directas de la historia del Barça.

0 Comentarios

Para poder comentar debes estar Registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?

También te puede interesar