Estás leyendo

Koke: “Ni soy la bandera ni el buque insignia del Atlético”

Liga BBVA

Entrevista al cerebro rojiblanco

Koke: “Ni soy la bandera ni el buque insignia del Atlético”

Koke: “Ni soy la bandera ni el buque insignia del Atlético”

Chema Díaz

La temporada pasada fue la de Koke, que se hizo imprescindible. Los grandes del fútbol le han pretendido, pero él dijo no. “¿Cómo me iba a ir en el mejor momento del Atlético?”.

—Recuerdo que el año pasado le entrevisté en Lima en la gira de pretemporada y un año después el Atlético ganó la Liga, fue subcampeón de Europa, usted fue una de las sensaciones del campeonato, jugó un Mundial y los grandes clubes europeos se lo rifan... Lo que ha cambiado su vida en tan sólo doce meses...

—(Risas) La verdad es que sí ha sido así. Ojalá que nos pueda ir igual de bien al Atlético y a mí a lo largo de esta nueva temporada.

—¿Qué balance hace de la pretemporada y de los partidos que ha disputado el Atlético en Estados Unidos y en México?

—Lo importante es que el trabajo de pretemporada nos debe servir para todo el año. La de la temporada anterior fue buena, luego salió un buen ejercicio y esperemos que éste sea similar. Hay gente que se ha quedado en Madrid trabajando y otros que acudimos a jugar los dos partidos amistosos. Ahora hay que seguir con el trabajo ya todos juntos, con el equipo al completo.

—La impresión es que el Atlético va de menos a más y que no ha perdido las señas de identidad que le hicieron ser un equipo temible hace pocos meses...

—Claro. Contra el Burgo de Osma, en el primer amistoso, nos costó arrancar, pero luego, poco a poco, hemos ido a mejor. En San Francisco jugamos bien, empezamos a notarnos mejor, y en el Azteca, contra el América, el equipo desplegó un buen juego e hizo un buen partido. Es verdad que no hemos marcado goles, pero estamos contentos con el juego. No hay preocupación por el tema de que no hemos marcado en estos dos partidos de la gira porque sabemos que el gol llegará.

—La pasada temporada fue la del Atlético, pero si hay algún jugador que sobresalió y destacó por encima de todos fue usted...

—No fue únicamente el año de Koke, fue el año del Atlético y todo va de la mano. Si el equipo estaba bien y yo rendía a un buen nivel, podía tener posibilidades de ir al Mundial. Y en lo colectivo ganamos la Liga y nos quedamos muy cerca de ganar la Champions. Tuvimos mala suerte.

—La filosofía de que tienen que ir partido a partido y de que en este Atlético no hay nadie por encima del otro ha calado hondo y se nota en las declaraciones suyas y en la de sus compañeros...

—Esto es fútbol. Hay que valorar lo que hicimos, y todos estamos de acuerdo en que la temporada fue buena, pero vamos a ver qué somos capaces de hacer este año. La gente tiene mucha ilusión y mucha hambre de títulos. Tenemos que estar preparados para estas exigencias. La campaña pasado fue casi de diez, irrepetible, será complicado poder repetir todo lo que hicimos, pero tenemos la misma ilusión y las mismas ganas que la campaña anterior

—¿Usted es consciente de todo lo que le pasó en esos doce meses o aún no le ha dado tiempo de reflexionar sobre ello?

—Sí, sé que todo lo que me sucedió en el ejercicio anterior fueron cosas positivas. Y es cierto que me siento más seguro, mejor persona y mejor futbolista, he crecido... Hay que valorar todo lo que sucedió, pero también sabiendo que hay que seguir trabajando. Arranca una temporada nueva y la gente nos va a valorar por el presente y no por el pasado. Ése es el pensamiento que todos debemos tener en el inicio de campaña.

—El Barcelona pujó para ficharle, pero prefirió quedarse en el Atlético, algo que a la afición rojiblanca le ha llenado de gran orgullo y satisfacción a partes iguales...

—La verdad es que una parte de mí decía que era difícil decirle que no al Barcelona pero quería seguir en mi casa, en el mejor momento en muchos años del Atlético de Madrid. No era el momento de marcharme, ésta es mi casa, donde me siento querido y el club decidió apostar por mí. Además, el club no tenía necesidad de venderme. De haber tenido esa necesidad se hubiera hablado entre todas las partes y se hubiese tomado una decisión interesante para los dos, para todos. Pero, ¿cómo me iba a ir en el mejor momento del Atlético?

—En Barcelona pensaron en usted como el sustituto para los próximos años de Xavi...

—No es fácil decirle no al Barcelona, lo sabemos y es de agradecer ese interés. Eso significa que hasta ahora has hecho las cosas bien y que el trabajo da sus frutos. Pero estoy en mi casa.

—¿Se considera la bandera del Atlético, una vez que se han marchado Diego Costa y Villa?

—No, para nada. Sólo soy uno más en el Atlético, un futbolista que lo da todo por su equipo y que hace lo que el entrenador le pide. Ni soy el mejor ni el buque insignia ni la bandera ni todas esas cosas que se pueden decir y que a ustedes les gusta comentar. Lo más importante para mí es hacer más grande al Atlético y ser un jugador de equipo, que es al final lo que se valora.

—El año pasado se llevaron la Liga, el anterior la Copa, antes trofeos europeos... ¿Qué título toca esta temporada?

—No lo sé. Vamos a ir partido a partido, que es como hemos estado yendo y nos ha ido bien. Vamos a prepararnos de la mejor forma posible y el primer trofeo en juego es la Supercopa de España ante el Real Madrid. En Supercopa, el Madrid, y en Liga, el Rayo. No hay que pensar en más cosas que en estos partidos. Real Madrid y Rayo. Sólo eso.

—La revancha de la Champions llega pronto y no sé cómo se tomarán ese torneo...

—Es un trofeo importante, es especial porque enfrente estará el Real Madrid y es un derbi. En España un Real-Atlético siempre es un choque muy importante. Pero no hay nada más.

—¿Qué le parecen los nuevos fichajes del Atlético?

—Son jugadores de mucha calidad, importantes y todos estamos convencidos de que van a aportar mucho al equipo. Tienen ilusión en hacer las cosas bien y eso es algo que el míster valora mucho.

—El Atlético ha fichado a Griezmann, que podría jugar por banda, por lo que a lo mejor tendría que cambiar su posición en el terreno de juego...

—Siempre he jugado en el centro del campo. Desde que llegó el técnico, me puso en una banda y yo me siento cómodo donde me ponga, en el centro o por banda. El núcleo importante del equipo que se ha querido quedar se ha quedado y esto es lo más importante para el grupo. Jugaré donde me diga el míster. Y yo voy a intentar hacerlo de la mejor manera en el puesto en el que juegue.

—Le dejo una petición para acabar y ya sabe que esta entrevista es casi talismán para usted...

—Que el Atlético siga siendo cada vez más grande. Es en lo que pienso y por lo que peleamos.

Sigue el minuto a minuto del partido de Copa del Rey: Atlético Barça en directo.

Comentarios

Comentarios no disponibles

También te puede interesar