Liga BBVA

liga bbva

campo fútbol
jugadores

Liga BBVA | MÁLAGA 1 - ATHLETIC 0

El mejor Athletic de Bielsa se topa con un Caballero imperial

Saviola marcó en el minuto 17. El portero malaguista detuvo seis balones increíbles de gol. Gol anulado a Ibai por dudoso fuera de juego.

El mejor Athletic de Bielsa se topa con un Caballero imperial Ampliar
El delantero argentino del Málaga Javier Saviola (c) celebra el primer gol de su equipo ante el Athletic de Bilbao, durante el partido de la vigésima cuarta jornada de la Liga de Primera División, que ambos equipos disputan esta tarde, en el estadio de la Rosaleda en Málaga. | Jorge Zapata

El Athletic de Marcelo Bielsa recuperó su esencia gladiadora y comprometida, el espíritu de Old Trafford, pero se encontró con un impresionante Willy Caballero que realizó hasta seis paradas imposibles. Parece mentira que este portero estuviera cinco años en Segunda. Es hoy el meta más en forma de la Liga. No se puede parar más. El Málaga se encomendó al gol de Saviola en el 17 y tuvo sus ocasiones amparado en la solvencia de su galáctico portezazo. Sigue en Champions y viaja como un tiro a Oporto y los vascos lamentan ese tanto anulado a Ibai en el minuto 76 por un fuera de juego que no se apreció.

Para empezar dos sorpresas; la primera el nuevo césped, replantado de manera atropellada y casi en tiempo récord, tras los lamentos de los profesionales, con Manuel Pellegrini a la cabeza; en segundo lugar, la suplencia de Gorka Iraizoz, objeto de apasionados debates por sus últimas e irregulares actuaciones; Marcelo Bielsa, que siempre le había defendido de manera bizarra y casi altruista, optó en la mañana de ayer por meterle en la nevera, en una maniobra muy similar al reposo que en su día José Mourinho regaló a otro intocable: Iker Casillas.

Menos sorpresa fue la rotación decretada por Manuel Pellegrini, quien, aglutinando este duelo y el del martes contra el Oporto, decidió guardar a Joaquín, Toulalan, Demichelis y Santa Cruz, con alternativas significativas para Lucas Piazon y Lugano. Lo que ya no sorprende, desgraciadamente, es ver en boxes a Fernando Llorente. Una pena.

El Málaga saló con fuerza y tardó 17 minutos en cantar bingo. Lucas Piazon, tras ganar la línea de fondo, mete un pase atrás. Baptista, presunto destinatario del mismo, hace un precioso movimiento de arrastre que deja completamente sólo a Saviola quien, con su interior del pie, obtiene una semivaselina ante la cual, Raúl Fernández poco pudo hacer. La Rosaleda estalló con el séptimo gol del Conejo, cuatro minutos después el meta bilbaino repelió un zurdazo de La Bestia. El Málaga avasallaba y el Athletic nadaba contra corriente y perdía en el 26 a Gurpegi, que se resintió de su lesión y fue sustituido por San José.

Pero los leones heridos sueltan los zarpazos más inesperados y en el minuto 33 encontraron un boquete por el centro. En modo ametralladora, primero Ibai Gómez y después Aduriz fusilaban sin piedad, encontrando la impresionante respuesta felina de Willy Caballaro, que empezó su recital, parando a lo Iker en la final de la Champions contra el Leverkusen en Glasgow. Ver para creer. Y todo el estadio coreando ¡Willy selección! El magisterio de este porterazo argentino tapaba el escaso acoplamiento que todavía ofrece Lugano aunque bastante tenía con sujetar al siempre mordaz Aduriz.

El segundo tiempo empezó con fogonazos de talento del joven Piazon (se escribe sin tilde en la o), cedido por el Arsenal y la con signa de Bielsa de ir al abordaje. Al Athetic no le valía en empate. De nuevo Ibai sacó su fusil y Caballero volvió a sacar la manopla de modo excelso, lo mismo que hizo pocos segundos después Raúl que detuvo otra parecida a l cañonero luso Antunes. El partido era de ida y vuelta y El Loco sacaba del armario a su defenestrada estrella, Llorente pidiéndole que fuera su salvador. Llorente, fue muy aplaudido. En el minuto 76 se le anuló un gol a Ibai,a pase precisamente de Llorente, por una situación de fuera de juego que, francamente, no lo parecía. Un minuto después, nuevo paredón del señor Caballero, a un desesperado Ibai, que lo hizo todo bien menos saltar semejante muralla. Caballero parecía un portero vasco de los de antes. El tiempo volaba y el Athletic embotellaba al Málaga. Otro paradón del de siempre a Ibai Gómez, contra brutal con Joaquín… Fútbol. Sonrisas y lágrimas.

 

 

 

Estadísticas AS.com