Internacional

Internacional

campo fútbol
jugadores

Internacional | PORTUGAL

Dimite la directiva del Sporting y sus socios volverán a las urnas

Anunció la convocatoria de elecciones para el 23 de marzo, tras meses de crisis por la falta de resultados deportivos y problemas financieros.

EFE

La directiva del Sporting de Lisboa anunció hoy su dimisión en bloque y la convocatoria de elecciones a la presidencia del club para el 23 de marzo, tras meses de crisis por la falta de resultados deportivos y graves problemas financieros. El presidente del histórico club portugués, Luís Godinho Lopes, y el resto de la cúpula dirigente se mantendrán en su puesto en funciones hasta esa fecha, según explicó hoy el presidente de la Asamblea General, Eduardo Barroso.

La decisión se tomó como respuesta a la convocatoria de una Asamblea Extraordinaria impulsada la semana pasada por un grupo de socios con el objetivo de destituir a los dirigentes y que fue directamente cancelada tras este anuncio. El Sporting, tercer club más laureado en Portugal, con 18 títulos ligueros, ya vio dimitir a su anterior presidente, José Eduardo Bettencourt, a principios de 2011, debido a los malos resultados deportivos.

En marzo de ese año, Godinho Lopes fue elegido, pero dos temporadas después el Sporting continúa inmerso en una sequía de títulos que se prolonga casi una década, ya que solo ha ganado una Supercopa de Portugal desde 2002. Godinho Lopes puso todo su empeño en cambiar esa senda de derrotas y a su llegada a la presidencia renovó casi por completo la plantilla. Las turbulencias continuaron, sin embargo, y en febrero de 2012 el entrenador luso Domingos Paciencia fue destituido, el mismo camino que siguieron los dos siguientes técnicos: el portugués Ricardo Sá Pinto y el belga Franky Vercauteren.

Actualmente, con Jesualdo Ferreira como nuevo inquilino del banquillo, el equipo deambula por la Liga lusa, en la que ocupa la novena posición en la tabla, tras ser eliminado de la Liga Europa, la Copa de Portugal y la Copa de la Liga. En el lado institucional, la imagen de la presidencia de Godinho Lopes se vio dañada tras la dimisión de su exvicepresidente Paulo Pereira Cristóvao, a quien se le imputan delitos de blanqueo de dinero, estafa y malversación.

El preocupante estado de las cuentas del club es el otra gran frente contra el que Godinho Lopes ha tenido que luchar, sobre todo después de que una auditoría interna declarara la "quiebra técnica" a principios del año pasado. El mismo presidente en funciones reconoció recientemente que la situación financiera es "complicada" y que el Sporting necesita entre 20 y 30 millones de euros para cumplir sus obligaciones hasta el final de la temporada.

Estadísticas AS.com