Actualizado

Actualizado a las

Liga BBVA

liga bbva

campo fútbol
jugadores

Liga BBVA | SEVILLA 2 - RAYO 1

Negredo resucita y lanza al Sevilla ante un buen Rayo

Un taconazo del vallecano resuelve un partidazo en Nervión. Rakitic, que no jugará en el Bernabéu, marcó desde 40 metros. El 'Chori' dio esperanzas a un vistante valiente.

Javier Santos
Negredo resucita y lanza al Sevilla ante un buen Rayo Ampliar
Rakitic celebra el 1-0. | Paco Puentes

El Sevilla crece y crece, y empieza a remontar de manera sólida en la clasificación. Esta tarde ha dado buena cuenta de un buen Rayo Vallecano en uno de los mejores partidos de esta temporada en Nervión. Encuentro abierto, con ocasiones, alternativas en el mando del juego y acciones de calidad. Hasta fallos estrepitosos hubo, los cuales no empañaron la gran labor de un Rayo valiente y de un Sevilla inteligente y con una regeneración clara en sus hombres de calidad, que no son pocos y sí son más que los del Rayo. Quizás eso fuera lo que decidiera el partido, que cumplió con las expectativas, dada la mejoría de los de Emery y el temporadón de los de Paco Jémez. El cordobés tenía un plan: tapar a Rakitic en la media punta (labor de Javi Fuego), presión en la medular y transiciones muy directas mediante conexiones entre Trashorras y el 'Chori' Domínguez. Pero tardó en surtir efecto, pues el Sevilla fuer capaz de llegar al área con mucho peligro. Lo hizo Negredo, quien primero no llegó por milímetros a un pase de Rakitic, tras pérdida del 'Chori', y luego lanzó una patada al aire tras una gran internada de Reyes, que la puso rasa al punto de penalti. Le cogió en frío al vallecano.

 El Rayo sabía que era el momento del Sevilla, aún con fuelle. Le tocaba aguantar y ser paciente, aunque todo le hubiera ido rodado si Casado aprovecha el regalo de Fernando Navarro y Muñiz Fernández, que pitó cesión al portero en un corte del lateral sevillista. Siempre quedará la duda de si lo hizo queriendo o no. La falta indirecta desde dentro del área, sacada por el lateral del Rayo, golpeó la barrera y quedó en nada. Poco a poco el Rayo fue adueñándose de la pelota, pero la jugaba con cierto miedo, pues sabía la que le podía formar el Sevilla en cualquiera pérdida. Lass intentaba aprovechar la banda de Cicinho. Y la tuvo dos veces, tras sendas pérdidas de Rakitic. En las dos ocasiones se plantó solo el extremo en el área de Beto, pero ambas veces se le hizo de noche, gracias a sendos cortes providenciales de Fazio y Spahic. Se puso nervioso el cuadro andaluz y a punto estuvo de pagarlo con un zurdazo de Trashorras que hizo lucirse a Beto. El partido, entonces, se volvió loco y nadie pudo pararlo hasta el final. Al minuto siguiente Negredo se plantó solo dos veces consecutivas. Reyes y Rakitic le ofrecieron en badeja dos mano a mano ante Rubén y las dos veces optó el vallecano por la vaselina con su pierna mala. La primera la sacó bajo palos Casado y la segunda la tocó lo suficiente Rubén como para que no entrara. Demasiado para un internacional.

 Aunque le quedara la sensación de haber tenido varias, el Rayo firmaba tablas al descanso, visto lo visto. Pero en la prolongación, Rubén salió a despejar un pase en largo a Negredo, con tan mal tino de que su mal tiro rebotó en Negredo y el balón le quedó a Rakitic perfecta para pegarle. Y le pegó el croata, desde más de 40 metros, a gol. En la última jugada de la primera parte. Está claro que Javi Fuego no es suficiente para parar al sevillista, pese a la enorme labor del asturiano. Tras varias ocasiones claras, el Sevilla había cobrado ventaja de la forma más inesperada. Tan loco se había puesto el partido que de igual forma se reanudó, con un penalti claro (otro más) de Fernando Navarro al 'Chori', por agarrón en un córner. El argentino la clavó desde los once metros y puso las cosas como si nada hubiera ocurrido antes. Pero sí había pasado. Tanto, que ya nada recondujo el partido a la normalidad. En cinco minutos el Sevilla se volvió a poner por delante, en una gran combinación de Navas y Coke por la derecha que acabó con el lateral poniendo un pase de la muerte a Negredo. El vallecano volvió a escoger la opción más difícil y a la vez más bonita. Esta vez un taconazo. Esta vez con premio: gol.

 

Pero siguió el Rayo fiel a su estilo y en una contra fulminante y casi perfecta, Delibasic hizo de Negredo e intentó picarla por encima de Beto. Se quedó quieto el portugués y la detuvo. Enfado tremendo de Paco en la grada y del 'Chori' y Trashorras, autores del gran contragolpe frustrado por el serbio. No fue por eso, pero quizás: acto seguido, el técnico rayista dio entrada a Baptistao por Deli. Tenía que ir por el partido, por el partidazo más bien. Quedaba media hora y los vallecanos tenían que saber hilar fino ante el cansancio de Medel y Kondogbia en la medular. Por ahí estaba el camino que debían coger el 'Chori' y Trashorras. A los de Emery, que tardó en refrescar al equipo, les daba fuerzas el marcador. Empezó a defender con la posesión y con ella incluso se plantó varias veces a por el tercero. Rubén enmendó su error anterior haciéndole un paradón a Rakitic. El Rayo había perdido el balón y toda opción en el Pizjuán. Fue valiente, pero el Sevilla fue más y va lanzado hacia arriba, precisamente como un Rayo.

Estadísticas AS.com