Internacional

Internacional

campo fútbol
jugadores

Internacional | Liverpool 1 - Aston Villa 3

El Liverpool se ofusca ante el Aston Villa y es duodécimo

Tras diecisiete jornadas, los "reds" tienen 22 puntos y descienden hasta la duodécima plaza, a cuatro puntos de los puestos europeos.

EFE

El Liverpool recibió hoy tres goles en Anfield frente al Aston Villa (1-3), en un encuentro que deja al conjunto del uruguayo Luis Suárez en la mitad baja de la tabla de la liga inglesa.

Tras diecisiete jornadas, los "reds" se mantienen con 22 puntos y descienden hasta la duodécima plaza, a cuatro puntos de los puestos europeos, una frontera que marca el Tottenham, que este domingo podría ampliar esa distancia si supera al Swansea en White Hart Lane.

Los de Brendan Rodgers rompieron esta tarde una racha de tres victorias consecutivas que había llevado al técnico norirlandés a señalar que su equipo aspira a acabar la liga en uno de los dos primeros puestos de la clasificación.

El Aston Villa, sin embargo, plantó cara desde el inicio con una defensa dura y una táctica orientada a ceder el balón al rival hasta que se presentara la ocasión de sorprender en velocidad. Así lo hicieron los de Paul Lambert a la media hora de juego, cuando el centrocampista australiano Brett Holman dejó un balón en corto hacia el congoleño Christian Benteke al borde del área.

Todos pensaban que Benteke probaría a pasar el balón a alguno de sus compañeros que trataban de desmarcarse cerca de la meta local, pero el extremo supo leer la situación y descerrajó un tiro al palo izquierdo desde más de veinte metros que encontró a Reina descolocado y selló el primero de los visitantes.

Suárez insistía en el ataque y trataba de buscar agujeros en la defensa del Aston Villa, pero el área visitante aparecía continuamente plagada de jugadores con camiseta amarilla que hacían imposible cualquier acercamiento de los "reds".

Al más puro estilo inglés, el Aston Villa sabe combinar una poblada defensa con un contragolpe veloz y letal cuando el rival se confía.

Precisamente eso les sucedió a los de Rodgers cinco minutos antes del descanso, cuando parecía más cerca que nunca el empate: un latigazo de los visitantes puso el partido definitivamente cuesta arriba para el Liverpool.

En unos pocos pases que descolocaron a la última línea de los locales, el balón terminó en el interior del área, en los pies del austríaco Andreas Weimann, que remató al primer toque el cuero a la red del guardameta español Pepe Reina.

Rodgers se quedó helado en la banda a los cinco minutos del segundo tiempo, cuando Benteke, uno de los jugadores más destacados del encuentro, plantó el tercero en contra de los locales en Anfield.

El congoleño, de 1,90 metros de altura, controló el balón en el centro del campo e inició una carrera hacia el área que ni el galés Joe Allen ni el eslovaco Martin Skrtel, que le esperaban en las cercanías de la portería local, supieron frenar.

Ante la incapacidad para detenerle de los defensas, que se cuidaron de no cometer penalti sobre el atacante del Aston Villa, Benteke tuvo oportunidad de disparar al filo del área pequeña un balón que superó a Reina por tercera vez esta tarde.

El Liverpool continuó dominando el balón y dispuso de algunas oportunidades para recortar distancias, pero los "reds" no encontraron la fortuna necesaria para superar al guardameta estadounidense Brad Guzan hasta que Steven Gerrard, a cuatro del final, acertó a anotar el tanto del honor para los locales.

Estadísticas AS.com