Copa del Rey

Copa del Rey

campo fútbol
jugadores

Copa del Rey | ATLÉTICO 3 - GETAFE 0

El Atletico continúa iluminado

Partido grande de Diego Costa, con dos goles en una noche gélida pero feliz para los rojiblancos. El Getafe siempre estuvo a merced de los rojiblancos, que rozan los cuartos.

Iñako Díaz-Guerra

Madrid

El Atletico continúa iluminado Ampliar
Diego Costa celebra uno de sus goles. | PIERRE-PHILIPPE MARCOU

Una sobrecarga con el Barcelona a la vuelta de la esquina convirtió a Falcao en el descarte de Simeone. Y sin la estrella, los lugartenientes dieron un paso al frente. Mandó Arda, golpeó Diego Costa, creció Koke, insistió Filipe y Courtois recordó que sigue siendo una garantía. Ha existido un debate extraño sobre el belga en los últimos meses. La condición de cedido juega en su contra para cierto sector de la afición que parece olvidar que él a préstamo habrá jugado más tiempo en el Atleti que, por ejemplo, De Gea en propiedad. Y con un nivel excelente.

Como la defensa liderada por Godín es impecable, parece que Courtois es menos que el curso pasado, cuando lo que es menos es el volumen de trabajo. No su rendimiento. El Getafe lo descubrió ayer cuando se estrelló contra el espigado portero dos veces en un primer cuarto de hora de dominio visitante. A los nueve minutos, Abraham cabeceó picado un córner y a los 14’ fue Miguel Torres quien se encontró con un balón franco en el corazón del área. Courtois venció ambos duelos.

Y de inmediato, la gélida noche en el desértico Calderón, gracias a los horarios puestos por el enemigo, bajó aún más grados con la lesión de Adrián. Una entrada fuerte por detrás de Lacen, que para Mateu Lahoz no fue ni falta, acabó con el asturiano en el vestuario. Su temporada sigue gafada. Justo lo contrario que la de Diego Costa, arrollado en el área por Alexis, en un penalti que ni siquiera Mateu pudo obviar. Sin Falcao, el brasileño se encargó de transformarlo: suma y sigue.

Como se ha convertido en norma con este Atleti, el gol llegó antes que el juego. Ya en ventaja, los locales subieron la presión y empezaron a intimar con Moyá, otro portero de más rendimiento que ruido. Arda ha encontrado en Koke un socio, especialista en lanzar contraataques. Lo agradeció Diego Costa que, con la confianza disparada, empezó a encadenar recortes secos cual Agüero XXL antes de disparar al muñeco. Y Moyá volvió a evitar el segundo antes del descanso al salir raudo a tapar el cabezazo a bocajarro del omnipresente brasileño, previa artística finta de Arda, que supura clase. Un disparo fuera por poco de Gabi en una falta ensayada condujo al descanso.

La segunda parte recuperó el guión de los primeros minutos, con el Getafe rondando a Courtois. Pero su colección de mediapuntas idea mucho más de lo que concreta. El antiAtleti. Porque sin necesidad de dominar, pudieron resolver los rojiblancos nada más regresar del vestuario con un gol mal anulado a Diego Costa por un fuera de juego inexistente. Y aún le quedaban balas al delantero rojiblanco. Otra delicatessen de Arda acabó en una chilena a bocajarro de Diego Costa que se topó con Moyá. Y, como el domingo en el gol lejano de Falcao, un recogepelotas veloz permitió a Koke convertir un saque de banda en una ocasión clara, pero el desfondado brasileño remató mal.

La puntilla llegó en el tramo final. En el 80’, enésimo detalle de Arda y su disparo al poste acaba en los pies de Filipe, lateral en el corazón del área, que marcó a puerta vacía. Y en el 86’, con el Atleti presionando como si no hubiera mañana, Valera olvida quién pita y se va al suelo con poco, Raúl García recupera, Gabi asiste y Diego Costa sentencia. El postrero centro-chut al larguero de Manquillo habría sido un broche perfecto a la exhibición de eficiencia y carácter del Atleti. Una más. Y van muchas.

Estadísticas AS.com