Liga Adelante

liga adelante

campo fútbol
jugadores

Liga Adelante | Hércules

El club se protege por si desciende a Segunda B

Pitarch, en las últimas semanas, ha tenido en cuenta la variable más tétrica y los convenios estarían garantizados aunque se descendiese. Ya hay un plan alternativo en marcha.

D. Esteve

El club se protege por si desciende a Segunda B Ampliar
TOCÓ FONDO. Portillo se lamenta en plena goleada del Xerez. | Fito González

Inevitablemente, la sombra del descenso a Segunda B sobrevuela el Rico Pérez. Con el equipo en penúltima posición y a cinco puntos de la permanencia, el Hércules tiene que planificar su futuro pensando en un hipotético descenso a las catacumbas. Esta semana es clave para que el club presente ante el juez los convenios firmados con sus principales acreedores del concurso. Los acuerdos están casi cerrados, incluso con la LFP, uno de los grandes obstáculos que ha tenido que superar Pitarch para sacar adelante el convenio.

Hace semanas, García Pitarch aseguró que los convenios y, por consiguiente, la supervivencia del club estaban supeditados a la permanencia en Segunda. "Un descenso podría llevar, incluso, a la desaparición del club", dijo.

Sin embargo, Pitarch, en las últimas semanas, ha tenido en cuenta la variable más tétrica y los convenios estarían garantizados aunque se descendiese. Ya hay un plan alternativo en marcha. La entidad está ultimando un mecanismo legal para protegerse en caso de bajar y no incumplir con una parte fundamental del concurso. Esta semana Pitarch quiere explicar los detalles de un convenio que considera muy beneficioso para el club, sea en la categoría que sea, y que garantiza el futuro del Hércules.

"La afición tiene que cambiar"

El 1-5 ante el Xerez ha dejado tocada anímicamente a la plantilla. Pese a todo, el grupo confía en la reacción . "Estamos en puestos de descenso por méritos propios. Tenemos que levantarnos y seguir trabajando. Ahora parecemos los peores del mundo, pero sabemos de lo que somos capaces", comentó ayer Sardinero, quien espera una respuesta de la afición. "La afición tiene que dar un cambio de rumbo y darse cuenta de que así no ayuda. Nos tiene que ayudar y nosotros responder en el campo", añadió Sardinero.