Actualizado

Actualizado a las

Más fútbol

Más fútbol

campo fútbol
jugadores

Liga BBVA | Athletic 1 - Osasuna 0

Aduriz decide un encuentro lleno de paradones y postes

Mejoró el Athletic con Herrera, pero Osasuna fue un hueso.

Aduriz decide un encuentro lleno de paradones y postes Ampliar
EL GOL QUE PUDO CON TODO. Aduriz acertó con la portería de Andrés Fernández con un duro remate.

Vibrante derbi en San Mamés, con dos equipos muy necesitados que se dejaron el alma hasta el pitido final. Fue un partido trepidante, sin pausa, lleno de paradones de Andrés Fernández y con tres postes de Osasuna, el último un misil de Timor que aún retumbará en el oído de Iraizoz. Decidió Aduriz con un balazo de esos que guarda en su revólver. Ya lleva cuatro en Liga.

Pudo pasar de todo, de una goleada a un empate, aunque el Athletic se llevó el triunfo con ley. Fue mejor circulando la pelota, percutiendo, pero los rojillos jamás se rindieron al puro estilo de sus líderes, Puñal y Mendilibar.

El equipo de Bielsa comenzó nervioso, fallón, con Osasuna puesto. Amenazó Joseba Llorente, pero chutó sin fuerza. Y de repente, un espectacular chispazo cambió el decorado. Iraola lanzó a De Marcos y éste puso un balón precioso a Aduriz, que lo rompió con un derechazo a la red de esos que hacen levantar al público de sus asientos. Júbilo en La Catedral para rendir homenaje al futbolista que cubre el vacío de Llorente, ansioso y entregado en sus minutos de recambio.

La sola presencia de Herrera lo cambia todo, porque pone imaginación, enlaza y manda al extremo a Muniain, que por el centro andaba perdido en mil batallas. Dos minutos después del 1-0 no cayó el segundo de milagro, tras taconazo de Herrera a Susaeta, balón colgado, dejada de cabeza a Aduriz y disparo de De Marcos.

Doble cambio. El ariete estaba omnipresente y rozó el 2-0 en un córner. Mendilibar se comía los higadillos y decidió dos cambios a la media hora. Acertados. Las entradas de Puñal y Lamah fueron un revulsivo. Antes de la llamada al descanso, Osasuna tocó dos veces la madera, en un centro-chut del propio Lamah y una falta lejana de Lolo. Pero Andrés Fernández evitó la sentencia en la primera de sus buenas manos a disparo cruzado de De Marcos. Todo San Mamés vio el paradón menos el colegiado, al que le costó diez segundos conceder el córner.

De Marcos, dos veces, y Susaeta volvieron a obligar a Andrés. Hubo un penalti no pitado de Arribas por mano y el chutazo de Timor en el 82'.

Estadísticas AS.com