Más fútbol

Más fútbol

campo fútbol
jugadores

COPA LIBERTADORES | VASCO DA GAMA 0-CORINTHIANS 0

El estadio Pacaembú decidirá al semifinalista

Un gol anulado al Vasco por un posible fuera de juego de Diego Souza fue la única sal en un partido plagado de faltas y afeado por el mal estado del césped y el clima desapacible.

EFE

El estadio Pacaembú decidirá al semifinalista Ampliar
SIN GOLES. El duelo brasileño de cuartos de final de la Libertadores acabó en tablas y juego duro.

El estadio Pacaembú decidirá quién va a la semifinales de la Copa Libertadores, o Vasco da Gama o el Corinthians, después de que hoy terminase sin goles un partido de ida muy equilibrado, en una noche de lluvia intensa y poco fútbol.

Un gol anulado al Vasco por un posible fuera de juego de Diego Souza tras un córner fue la única jugada que movió hoy a los aficionados de su asiento en un partido tenso, de marcajes duros y muchas faltas, que estuvo marcado por el mal estado del césped y por el clima poco apacible, que afeó el juego.

El resultado concede, en teoría, una ligera ventaja al Vasco, que podría clasificarse con un empate con goles en el Pacaembú, el feudo del Corinthians. El campeón de la Liga brasileña asumió el papel director y llevó el peso del partido sobre el centro del campo del Vasco da Gama, pero el conjunto dirigido por Tite estaba pesado y lento, al igual que el césped del estadio São Januario, muy castigado por la lluvia, y carecía de profundidad.

Tan solo Emerson era capaz de romper la horizontalidad del juego de los paulistas, con reiteradas arrancadas por el flanco izquierdo, pero el marcaje sobre "el Jeque" era intenso y evitó que llegase a pisar el área. Un tiro de falta de Alex y un remate cruzado de Alessandro justo antes del descanso fueron las únicas jugadas peligrosas del Corinthians en la primera parte.

El Vasco, después de pasar medio partido perdido en el laberinto del centro del campo, descubrió que el camino más efectivo al área rival eran los balones largos en dirección a Eder Luis, que se sirvió de su velocidad para poner en apuros al portero Cassio en un par de ocasiones.

Los cariocas se fueron acomodando en el terreno del Corinthians, que aflojó la presión en la segunda parte y se contentó con buscar el gol en unos contragolpes puntuales. En el minuto 70 llegó la jugada de la polémica, un gol aparentemente mal anulado al Vasco en un remate de cabeza de Diego Souza después de un córner por un fuera de juego.

En los últimos minutos se había invertido ya totalmente el guión de la primera mitad, era el Vasco el que mandaba y el Corinthians se limitaba a aguantar atrás y ambos equipos acabaron conformándose con el empate.

Estadísticas AS.com