Más fútbol

Más fútbol

campo fútbol
jugadores

Amistoso | Málaga 2 - Spartak 2

5.000 personas vieron el estreno de Kameni

Regreso de Joaquín y gol fantasma de Maresca.

5.000 personas vieron el estreno de Kameni Ampliar
5.000 personas vieron el estreno de Kameni

Para ser un partido de entrenamiento, anunciado de un día para otro, y en horario laboral (las 18:00 horas), el Málaga-Spartak de ayer tuvo una fenomenal acogida de público. Más de 5.000 personas en el Ciudad de Málaga, el estadio donde habitualmente se entrena el equipo de Manuel Pellegrini, fueron testigos del estreno de Carlos Kameni, que no se ponía los guantes de portero desde el 21 de mayo de 2011 (Espanyol 2-Sevilla 3). Tras unas declaraciones donde el camerunés dijo que a su entonces equipo le hacía falta "más ambición", Pochettino le marginó. No iba ni convocado. Ayer se le vio con ganas aunque poco pudo hacer para detener los gos goles (el segundo de ellos extraordinario) del nigeriano Emannuel Emenike.

También reapareció Javier Malagueño, quien en sus dos temporadas como malaguista sólo ha jugado dos ratitos en la pretemporada de Jesualdo Ferreira y contra el Sevilla en la Copa; vuelta de Joaquín, que jugó por la derecha y de segundo delantero; polivalencia de Duda, más tiempo en la banda derecha que en la suya natural; muchas ganas, pero desubicación en Buonanotte y buena aportación de Portiillo, autor del primer gol. Entre los filiales, interesantes maneras las de Adri, Samu y Aguza.

La jugada curiosa de la jornada se produjo en el minuto 32. Maresca recibe un balón sacado por Duda y, con la pierna izquieda, dispara raso y con intención. El balón sale fuera lamiendo la madera y, cuando los malaguistas se disponen a sacar de portería, el árbitro concede el gol. Los asistentes miran las redes y aparece un agujero donde, presuntamente, habría pasado el esférico aunque las imágenes de Cuatro demuestran que el mismo no pasó por entre los tres palos. Un gol que no fue, pero que subió al marcador. Tampoco importaba. Nadie protestó.

En el cuadro ruso, entrenado por Valeri Karpin, destacó mucho la velocidad de su bigoleador Emenike, jugador espectacular.

Estadísticas AS.com