Actualizado

Actualizado a las

Más fútbol

Más fútbol

campo fútbol
jugadores

Liga BBVA | Betis-Sevilla

Mel y Marcelino dibujan el derbi a puerta cerrada

Es semana de derbi. Los técnicos de Betis y Sevilla saben que hay en juego algo más que tres puntos y por eso, optan por refugiarse lejos del público para perfilar sus equipos de cara al envite. Nadie quiere enseñar sus caras.

Mel y Marcelino dibujan el derbi a puerta cerrada Ampliar
PRIMER DERBI. Marcelino García Toral disputará el próximo sábado su primer derbi. Y lo hará en el banquillo visitante, donde ya se ha sentado en más de una ocasión. Para tan importante cita, el asturiano ha preparado una semana de trabajo a puerta de cerrada. Ahí dará sus claves a los jugadores para ganar el derbi.

No se han sentado todavía Mel y Marcelino a la mesa para jugar la partida de ajedrez y ya hay juego psicológico. El Sevilla cerró las puertas de sus entrenamientos, de manera definitiva, hasta el día del partido. Sólo trabajará con público la mañana del sábado en la sesión de estiramientos. El Betis se refugiará esta mañana en el Benito Villamarín para ensayar con el once inicial y el viernes ensayará la estrategia. Mañana Mel levantará la mano y entrenará de cara al público, pero no probará nada sustancial. No obstante, el Betis ha cambiado mucho menos su modus operandi que el Sevilla, en el que se respira más de tensión. La eliminación de Copa, los desagradables incidentes de Spahic y Perotti con algunos aficionados y el empate a cero ante el Espanyol han enrarecido algo la atmósfera en torno al Sevilla. Marcelino, que finalmente declinó la invitación de Pepe Mel al almuerzo de confraternización que el madrileño quería ofrecerle como anfitrión del derbi (el ambiente se ha enrarecido algo en las últimas horas entre los técnicos y ha habido dardos en las dos direcciones), ha preferido aislar a sus jugadores y preparar en calma el derbi hasta el sábado. Puede que contribuya a sumar tensión, pero también es posible que sea paz lo que necesita el Sevilla en estos días pre-derbi. El domingo se filtró la posibilidad de que Marcelino concentrase a los jugadores, pero sólo lo hará la noche del viernes, como en el partido de Copa contra el Valencia. Los dos entrenamientos cerrados del técnico del Betis sí suelen ser habituales en las semanas de trabajo verdiblancas.

Mel y Marcelino, sin embargo, tampoco tienen tantas cosas que ocultarse. El Betis llega al derbi sin Mario y con la decisión casi tomada de que Cañas sea central. Su once no tiene secretos. Hay dos puestos para tres candidatos: Jefferson, Salva Sevilla y Juanma, cada uno con sus características. Velocidad, penúltimo pase, o recorrido y lectura del juego.

En el tablero del Sevilla manda José Antonio Reyes, a quien Marcelino se ha entregado convencido de que su perfil va a cambiar el fútbol del Sevilla. El asturiano tiene los efectivos justos porque además de las bajas de Kanouté y Perotti tiene tocados a Manu, Medel, Fazio, Cáceres, Palop.... Se espera que todos lleguen, pero no lo veremos. Es Top Secret.

Estadísticas AS.com