Actualizado

Actualizado a las

Más fútbol

Más fútbol

campo fútbol
jugadores

Liga BBVA | Mallorca

Las comisiones por Alfaro desatan un frente en el club

Cladera: "Los administradores firmaron y ahora se desdicen"

Pedro Fullana

Las comisiones por Alfaro desatan un frente en el club Ampliar
DIVISIÓN. El presidente Cladera fue crítico con los administradores.

El Mallorca ha salido al paso del informe que han remitido los administradores concursales a la jueza del concurso de acreedores, María Encarnación González, para que anule parte de las elevadas comisiones a las que deberá hacer frente el Mallorca por el fichaje de Alejandro Alfaro. El club, además de los 750.000 euros pagados al Sevilla por el traspaso del jugador junto a un complemento de 250.000 euros que deberán pagar si salvan la categoría, deberá hacer frente a una comisión de 489.000 a la empresa Viasport por la intermediación y a otra de 500.000 euros a la empresa Impera por "la cesión de los derechos federativos y/o económicos de Alejandro Alfaro", tal y como recoge el informe al que ha tenido acceso este diario. Los tres pagos han sido reconocidos por el Mallorca, "realizados con la colaboración de la administración concursal ya que nosotros no tenemos ni capacidad ni independencia para firmar ningún contrato" apunta el presidente Jaume Cladera. El dirigente asegura que "no deja de ser sorprendente que ahora se desdigan. Hay que buscar por qué ahora se desdicen de lo que firmaron en su momento, me sorprende y me preocupa. Si firman un documento, se supone que lo han leído y si lo han firmado, que se atengan a las consecuencias, esto no es muy serio. Una gran parte de la clase jurídica de Palma está sorprendida de la actuación de los administradores, no entienden cómo se come todo esto. Que se lo piensen antes de firmar".

Este nuevo frente, surgido apenas dos días después de la firma del convenio con los acreedores, provoca una nueva crisis en la entidad balear, en este caso, con los administradores concursales que han puesto en manos judiciales un contrato que ellos mismos firmaron porque consideran que existen cláusulas abusivas según apuntan en el informe: "El desembolso comprometido con Impera no tiene ningún sentido económico" reseñan.

Los 500.000 de la discordia

Las dudas de los administradores en el traspaso de Alfaro radican en los 500.000 euros que deben pagarse a la empresa Impera por la cesión de los derechos del jugador cuando el Mallorca ya abona 750.000 al Sevilla, el club propietario de los derechos. "Ambos compromisos, con el Sevilla y con Impera, obedecerían a idéntico objetivo, la adquisición por el Mallorca de los derechos económicos del jugador En síntesis, se habría pagado dos veces por el mismo objeto", argumentan los administradores en su informe. Según explica Cladera: "El Sevilla tenía los derechos hasta el final de su contrato, pero el jugador los cedió a la empresa para que le gestionase sus intereses en el futuro ya que el jugador no puede establecer relaciones con ningún club. Esta empresa se comprometió a que Alfaro sería del Mallorca cuando finalizase su contrato".

Estadísticas AS.com