Más fútbol

Más fútbol

campo fútbol
jugadores

inglaterra | premier league

Londres no cederá al West Ham el Estadio Olímpico

El club, sumido en problemas económicos, ha dado la "bienvenida" a la medida y ha anunciado que se postulará de nuevo en enero como candidato a alquilar el Estadio Olímpico.

Londres 2012 dio hoy marcha atrás en la decisión de ceder al equipo del West Ham el Estadio Olímpico tras los Juegos del próximo verano, por lo que el proceso para determinar el futuro uso del recinto comenzará de nuevo en enero.

La batalla legal iniciada por el Tottenham, club que también optaba a trasladarse al estadio, forzó a la Compañía para el Legado del Parque Olímpico (OPLC), el ayuntamiento de Londres y el Gobierno británico a reconsiderar la decisión que tomaron a principios de año, según afirmó hoy el ministro de Deportes, Hugh Robertson.

Los responsables de Londres 2012 temían que la justicia tardara años en decidir sobre el futuro del estadio, un tiempo en el que el recinto hubiera quedado vacío, por lo que tomaron la decisión de comenzar de nuevo la adjudicación para "evitar la incertidumbre de un proceso que había caído en una parálisis legal", anunció el ministro.

Además de las acciones iniciadas por el Tottenham, también pesaba sobre la cesión del estadio un proceso judicial interpuesto por el club Leyton Orient y una demanda anónima presentada ante la Comisión Europea.

El West Ham, un club sumido en problemas económicos, ha dado la "bienvenida" a la medida anunciada por el ministro de Deportes y ha anunciado que se postulará de nuevo en enero como candidato a alquilar el Estadio Olímpico por una cantidad cercana a los dos millones de libras (unos 2,3 millones de euros).

Los detalles del anterior acuerdo entre el club y la OPLC no llegaron a salir a la luz, aunque los medios británicos calcularon que el West Ham debería hacer frente a cerca de cien millones de libras (114 millones de euros) para reconvertir el estadio una vez pasados los Juegos.

Tras la ceremonia de clausura de los trigésimos Juegos Olímpicos de la era moderna, el próximo 12 de agosto, comenzarán las obras para remodelar el estadio construido en Stratford, al este de Londres, para reducir su capacidad en unos 20.000 asientos.

Una de las condiciones exigidas a los clubes que quieran utilizar el recinto tras las Olimpiadas es mantener la pista de atletismo que rodea el terreno de juego.

Los planes del Tottenham de eliminar la pista para crear un ambiente más cerrado en el estadio fue una de las claves para que la OPLC rechazara su oferta para utilizar el recinto.

Estadísticas AS.com