Más fútbol

Más fútbol

campo fútbol
jugadores

Amistoso | Sporting 0 - Valencia 3

Baño de autoestima

El Valencia recuperó las buenas sensaciones que había perdido con la goleada sufrida ante el Rapid de Viena. Y lo hizo ofreciendo una imagen muy seria, con la seguridad defensiva que Emery busca y sacando partido de la pizarra. A eso se sumó la pegada que aporta un ataque de vértigo.

óscar Megía

Baño de autoestima Ampliar
UN PARTIDO SOBERBIO. El Valencia pasó por encima de un Sporting que no supo cómo frenarlo.

Si algo tienen las pretemporadas es que nunca resulta adecuado sacar conclusiones demasiado extremistas. Ni para lo bueno ni para lo malo. Porque si el Valencia que cayó el pasado martes ante el Rapid de Viena por un contundente 4-1 abrió un mar de dudas, el que goleó anoche al Sporting en Lisboa debería ser suficiente para disparar el optimismo. Porque los de Emery mostraron su versión más solvente, dejando muy buenas sensaciones. Con sus tres 'cerebros' (Parejo, Tino Costa y Banega) fuera de inicio por diferentes motivos, Unai apostó por la versión más rocosa del Valencia, con Albelda y Topal en el doble pivote. La defensa, con la pareja Rami-Ricardo Costa, también estuvo mucho más enfuchada, aunque fue en los costados donde los ché marcaron las diferencias. Por la derecha, con Bruno fabricando goles y Pablo confirmando que ha arrancado de dulce esta pretemporada; y por la izquierda, con Jordi Alba reivindicándose como titular para esta campaña y el canterano Bernat martilleando. Igual de enchufados estuvieron Piatti y Soldado, que no faltaron a su cita con el gol.

También es cierto que el Sporting de Lisboa dio facilidades para desesperación de su entrenador y de los 50.000 aficionados que llenaron Alvalade para disfrutar de una presentación que acabó en pesadilla. Los ché echaron mano de la pizarra para golear. Y es que sus tres goles llegaron tras un saque de banda y con diferentes alternativas: primero en largo con gol de Bernat; después en corto para que Soldado recogiera el balón de Albelda; y el tercero con una acción elaborada que remató Piatti. Antes había avisado en el 2' Pablo con un disparo al palo, mientras que Piatti y Soldado tuvieron otro par de ocasiones para marcar.

Mata no faltó. El segundo acto sirvió para comprobar la sobriedad de un Valencia muy seguro atrás ya que apenas pasó apuros ante un Sporting que salió mordiendo. Incluso los de Emery pudieron ampliar su ventaja. Y con Mata en el campo. Porque mientras se resuelve su futuro, el asturiano sigue dando lecciones como blanquinegro. ¿Hasta cuándo?

Estadísticas AS.com