Más fútbol

Más fútbol

campo fútbol
jugadores

Champions | Grupo B | Valencia 1 - Chelsea 2

Drogba resucita al Chelsea

Llegaba el Chelsea a Valencia con el aspecto de equipo en descomposición a la espera de tiempos mejores tras su tumultuoso inicio de temporada. Le recibía un conjunto que quería vengarse de su eliminación en la última edición de la Liga de Campeones y con una buena racha de restultados. Además, a juzgar por el mal inicio del partido de los 'blues' todo apuntaba a que los españoles conseguirían el triunfo.

Javier Bragado

Drogba resucita al Chelsea Ampliar
REMONTADA. El Valencia abrió el marcador y el Chelsea agonizaba hasta que Drogba impuso su poderío y el club británico remontó a domicilio.

Lentos e imprecisos, los jugadores del equipo londinense apenas se habían enterado de la primera ocasión de Silva en el minuto 1 y su presión sobre el mediocampo valencianista apenas daba sus frutos. Los españoles buscaban las jugadas al primer toque en las inmediaciones del área y repetían la presión de los ingleses como arma. Con este panorama, ninguno de los clubes dominaba el centro del campo y apenas contaban con el balón en su poder por lo que las ocasiones sólo podían llegar con errores defensivos o jugadas a balón parado. Y fue Villa quien encontró el camino del gol gracias a una rocambolesca acción en la que el balón rebotó en Essien y el delantero español se anticipó por velocidad a Carvalho.

El tanto sirvió para despertar al Chelsea, que además de lanzar balones largos a Drogba empezó a recurrir al talento de un Joe Cole agazapado hasta entonces en el centro del campo. Pero tenía que ser costamarfileño el que destrozara la defensa valencianista al superar una y otra vez a su marcador, Raúl Albiol. Precisamente de una buena acción del delantero del Chelsea salió el gol del empate que culminó Cole al empujar a puerta vacía el centro de Malouda.

El empate permitía a los visistantes respirar y el Valencia seguía sin encontrar la manera de atacar con peligro a la defensa inglesa. A la lucha en el centro del campo de Essien y Makelele no podían hacer frente los de Quique, quienes sólo hallaban en la figura de Morientes las soluciones a sus problemas en la construcción.

Las circunstancias favorecían a los de Avram Grant, quienes aprovecharon para fortalecer su sistema defensivo y lanzar sus contragolpes. En uno de estos rápidos latigazos llegó el zarpazo de Drogba, que esta vez superó a Albiol por velocidad y fuerza para demostrar su efectividad ante Hildebrand.

Importencia de los españoles

Desde ese momento hasta el final el Valencia disponía de casi 20 minutos de juego para intentar la remontada pero ni siquiera la salida de Baraja y Zigic abrió el camino. De hecho, tan sólo tuvieron la oportunidad de empatar con un remate de Marchena al borde del área y con otro de Baraja en el último segundo del encuentro. El Chelsea se había hecho con el balón, había impuesto un ritmo pausado y cerraba sus líneas con la efectividad heredada de la época de Mourinho.

En definitiva, el equipo que había iniciado el partido como víctima se había rebelado a su destino al recuperar sus señas de juego en el estadio de Mestalla apoyado en Drogba como pilar de su juego. El africano ha demostrado que es uno de los grandes delanteros del fútbol mundial y que casi en solitario puede ganar un partido.

Estadísticas AS.com